A un día de ocurrida la desgracia al interior del Liceo Industrial Las Nieves, siguen la repercusiones por la muerte evitable de Byron Díaz Barraza, estudiante que recibió una descarga eléctrica en el desarrollo de un taller eléctrico.

Su madre, Karen Barraza, confirmó el inicio de acciones legales apuntando a un actuar negligente del establecimiento educacional. Tal como lo señaló el papá de Byron, esperan que les den respuestas.“Queremos saber qué fue lo que le pasó realmente a nuestro hijo. Quiero saber cuánto se demoraron en hacer todas las acciones para seguir un protocolo”, planteó la mujer.

Precisó que “A lo mejor podrían haber actuado por iniciativa propia: haber tomado a mi hijo en un auto y llevarlo al hospital, no esperar una ambulancia durante media hora”.Y agregó: “Mi hijo estaría vivo, estaría aquí con nosotros. Él se fue feliz y ellos me lo entregaron muerto. No lo podré ver más, solo en una foto. Nos quitaron parte de nuestra familia, nos arrebataron a mi hijo por las negligencias”.

Fue en este sentido que Karen Barraza confirmó que perseguirá judicialmente los hechos que culminaron en el deceso de su hijo. “Es mi hijo, me lo entregaron muerto y no actuaron como papás. Incluso si no lo fueran, una persona actúa por coherencia, lógica, cómo lo van a dejar morir”.

Explicitó la madre que “Este año no tuvieron ninguna clase práctica, se supone que ahora iban a ser teóricas, no tirarlos a los leones con maquinarias. Estuvieron nueve meses fuera del colegio y al tiro los dejaron con máquinas”.

“El director me dijo que llamaron a muchas ambulancias y que la enfermera se consiguió una con su yerno en el hospital, por eso llegó. Yo me pregunto: ¿y si la enfermera no hubiese tenido el contacto? Mi hijo se muere en el colegio”, planteó al ser entrevistada.

También puede leer: