Tras la controversia de la ordenanza municipal generada la semana pasada, finalmente fue aprobada.

¿Qué pasó?

El concejo municipal de Zapallar aprobó la polémica ordenanza municipal, catalogada como ‘toque de queda para menores de edad’, el cual establece condiciones para el tránsito durante horario nocturno.

Fueron cinco votos a favor, uno en contra y una abstención, con la que se autorizó regular esto al personal municipal, que fiscalizará la circulación de niños, niñas y adolescentes en las calles del acomodado balneario de la Región de Valparaíso.

Alcalde busca la prevención de delitos

De acuerdo a lo informado, se regulará ante situaciones delictuales o incivilidades a las que puedan verse expuestos, desde las 00:01 hasta las 05:00 horas, donde los menores hasta 15 años, deberán estar siempre acompañados de un adulto.

En el caso de adolescentes entre 16 y 18 años, “deben portar un número de contacto que advierta estar pendiente del lugar y la condición en que el menor se encuentra”.

“Estamos convencidos de que esta ordenanza no transgrede lo establecido en la Constitución y que con ella venimos a responder a una de las grandes preocupaciones que tienen nuestros vecinos, especialmente por el creciente número de delitos que hay en el país y de la que Zapallar no es la excepción”, señaló el alcalde de Zapallar, Gustavo Alessandri (Ind-UDI).

A los políticos siempre nos acusan de llegar tarde, cuando los problemas ya están desatados. Ahora que queremos prevenir, hay voces que critican y a ellos los invito a ser proactivos y buscar la seguridad de nuestros jóvenes porque si ya un adulto no puede evitar sufrir incivilidades, los menores de edad son presa fácil para los delincuentes”, agregó el jefe comunal..

¿Cuáles serían las multas por incumplimiento?

Cabe indicar que esta ordenanza municipal, bautizada como ‘toque de queda para menores’, establece multas para los padres de quienes sean sorprendidos circulando en la vía pública durante la madrugada.

Si un menor de edad incumple la ordenanza, el municipio pasara el caso al Juzgado de Familia, con multas que van entre 1 y 3 UTM, según la gravedad, y de 3 a 5 UTM en caso de ser reincidente.