• Los Soldados Conscriptos se acuartelaron el 19 de abril del presente año y realizaron su primera actividad en conjunto con la sociedad civil.

El pasado domingo 18 de julio, se realizó un proceso eleccionario correspondiente a las primarias presidenciales, cuyos conglomerados participantes dieron la oportunidad a que los electores designen a los candidatos que los representarán en los comicios de noviembre del presente año.

                Para poder llevar esto a cabo, las distintas ramas de las Fuerzas Armadas pusieron su personal a disposición, quienes permitieron que la ciudadanía pudiera participar sin mayores inconvenientes. Dentro de quienes colaboraron en estas elecciones, se encuentran los Soldados Conscriptos del Cuartel General de la II División Motorizada del Ejército de Chile, los que se encuentran realizando su Servicio Militar en dicha Unidad.

Algunos de estos reclutas se acuartelaron a mediados de abril del presente año, y tras haber cumplido con su primera instrucción -la Fase de Formación Inicial del Combatiente Individual-, en donde se adentraron en el mundo militar, tuvieron la oportunidad de efectuar su primera labor en apoyo directo a la comunidad.

Los jóvenes soldados se desplegaron en el Liceo Polivalente María Reina y en el Colegio Alicante del Sol, ubicados en la comuna de Puente Alto, en donde tuvieron la posibilidad de interactuar directamente con las personas, posibilitando que ellas puedan cumplir con su deber cívico sin problemas.

Respecto a esta función, el Soldado Conscripto Nicolás Arroyo A., quien colaboró en el Liceo Polivalente María Reina, consideró que esta instancia fue una muy buena experiencia, la primera en este tipo. Me gustó relacionarme con la gente, tratarla bien, y no tuve dificultades con ellos. Fue muy motivante el trabajo”.

En el mismo sentido, el Soldado Conscripto Fabián Aranda A., quien apoyó el trabajo electoral desde el mismo local de votación, relató que: Tuvimos guardia, estuvimos custodiando el colegio, para asegurarnos de que no ingresaran personas no autorizadas. Mientras que en el día de la elección hacíamos rondas, fiscalizando de que se cumpliera el aforo, que las personas tuvieran sus mascarillas”.

Fue una muy bonita experiencia, para volver a vivirla. Lo que más me gustó es que fue la primera vez que hago algo para la comunidad. Me da harto sentido, para seguir apoyándolos”, enfatizó.

Al respecto, el Mayor Mario Mendoza, quien fue jefe de local de votación “Liceo Polivalente María Reina”, valoró el desempeño de los jóvenes soldados que colaboraron en este proceso.

Ellos demostraron que podían aportar, en el sentido de que se relacionaron de buena forma con el personal civil, porque aparte de trabajar con nosotros -funcionarios militares-, lo hicieron también con funcionarios públicos, como los del Servicio Electoral, los delegados de locales de votación, entre otros”, explicó el Mayor Mendoza.

En la misma dirección, añadió: Demostraron un acabado conocimiento de cada una de las labores que realizaron, al demostrar que eran capaces de comprender cada una de las tareas que se les asignaba, y se evidenció un compromiso institucional, al mostrar que tenían iniciativa en cada labor que hacían”.