El sujeto identificado como Enrique Hanson, fue puesto tras las rejas en Santiago Uno, mientras que la mujer Patricia Henríquez, hace instantes fue trasladada al Centro Penitenciario Femenino de San Joaquín.

¿Qué pasó?

Este miércoles el 4° Juzgado de Garantía de Santiago, decretó la medida cautelar de prisión preventiva en contra de los dos implicados en el ataque a la enfermera Pola Álvarez, en la comuna de Las Condes. Además, se fijó un plazo de investigación de 90 días.

Los imputados fueron formalizados por el delito de homicidio calificado en grado de frustrado en contra de Pola Álvarez, por el cual arriesgan hasta 15 años de cárcel.

¿Quiénes son los imputados?

Ambos imputados se desempeñaban como funcionarios de la salud; Henríquez era compañera de la afectada en la clínica Cordillera, mientras que Hanson ejercía la profesión de enfermería en el Hospital de San José de Maipo.

La pareja no contaba con antecedentes penales, sostenían una relación sentimental y registraba la mujer domicilio en Ñuñoa, en tanto el hombre residía en Puente Alto.

La identificación de los responsables se logró gracias a que las cámaras de televigilancia grabaron los movimientos realizados por la moto donde se movilizó el agresor de la enfermera, siendo el vehículo propiedad de Patricia Henríquez.

Fue así como se logró dar con el paradero de la funcionaria de la clínica y su pareja, siendo detenidos por la Brigada de Homicidios de la PDI.

Familia denunció amenazas

Cabe señalar que el padre de la víctima, Patricio Álvarez, había denunciado que la mujer detenida, hace al menos dos meses hostigaba a su hija en el trabajo en base a insultos y amenazas, debido al ascenso de ésta.

“Hace un par de meses atrás le ofrecen si tenía el interés de quedarse como jefa de uno de los turnos de la Urgencia. A mi hija por supuesto le interesaba porque tiene vocación de servicio y además le ofrecieron un contrato indefinido que tomó”, coonfirmando que desde ese momento Pol fue víctima de constante hostigamiento laboral.

Detalles en la audiencia de formalización

La motocicleta en que se desplazaba el agresor, había sido modificada con pegatinas que cubrían su placa patente y aspecto original.

El fiscal Francisco Lanas señaló que Patricia Henríquez es dueña de una motocicleta Suzuki Intruder, la cual, tras el análisis de cámaras, se situó ese domingo en el domicilio de su pareja, Enrique Hanson, en la comuna de Puente Alto.

“Esta misma cámara de seguridad, con minutos de diferencia, nos permite establecer que va hacia un lado (la moto) con un color y vuelve hacia el otro lado, con estas pegatinas ya dirigiéndose a la comuna de Las Condes”, detalló el persecutor.

El fiscal Lanas también se refirió asimismo, al “tráfico de llamadas” dando cuenta de la planificación del ataque.

Se exhibió una conversación por WhatsApp, en la cual Patricia Henríquez envía un video a su pareja en donde aparece Pola Álvarez, con el fin de que Hanson pudiera identificar a la enfermera.

“Creo que los elementos, en este caso magistrado, son presunciones fundadas de participaciones en esta etapa procesal. Hay indicios muy potentes para establecer la participación de ambos imputados en el ilícito investigado”, finalizó el fiscal Lanas.