Detectives del Grupo de Focos Criminales de la PDI de Puente Alto, en el marco de una investigación vigente orientada a desarticular la banda criminal “Los Chinos”, logró la detención de una persona y la recuperación de armas, drogas y munición.

La intervención se realizó al interior de la villa La Frontera, como resultado de una serie de diligencias investigativas relacionadas con el uso de armas de fuego en la vía pública, que llevó a los detectives a un domicilio particular ubicado al oriente de la comuna, según explicó la institución.

Se explicó que los oficiales detectaron la presencia de un hombre joven que mantenía en la pretina del pantalón la empuñadura de un arma de fuego, por lo que se procedió a realizar el respectivo control al sujeto. Al menos esa era la intención inicial, ya que al percatarse de la presencia de los policías ingresa corriendo a la casa habitación.

Se informó al Ministerio Público que en esas circunstancias lanza el arma de fuego al piso del comedor, logrando escabullirse.

Pese a lo anterior,  en la casa habitación se encontraba un segundo individuo que manipulaba y dosificaba drogas, por lo se procedió a su inmediata detención.

En ese mismo instante, sobre la mesa del comedor, se hallaron dos armas de puño,  un revólver y una pistola con su respectiva munición, además de 41 jarabes sujetos a control de estupefaciente.

También había dinero en efectivo, por lo que se procedió a la detención del hombre identificado como Michael Morales Rojas, quien al momento de ser capturado presentaba antecedentes policiales por los delitos de robo con violencia y por robo con intimidación.

El detenido quedó a disposición del Juzgado de Garantía en calidad de imputado por infracción a la Ley de Drogas y Ley de Control de Armas.