Foto: Municipalidad de Talca.

Estudiante, deportista y un querido amigo. Diego Albornoz falleció a causa de un arnés de seguridad instalado de forma incorrecta.

La muerte de Diego Sebastián Albornoz Coronado (23) este miércoles en el Cajón del Maipo, cuando se lanzó en bungee desde el centro recreacional Mundo Dínamo, conmocionó a su familia, amigos y compañeros.  

Diego era estudiante de Trabajo Social en la Universidad Católica del Maule. Su madre, una funcionaria de la Municipalidad de Talca, expresó su profundo dolor a través de las redes sociales.

El Club de Rugby Nómades, al cual el joven pertenecía, también compartió sus condolencias, describiendo a Diego como un individuo ejemplar conocido por su generosidad y bondad sin límites.

“Te recordaremos como la gran persona que fuiste, gracias por tu entrega hacia el rugby, siendo jugador y también formador de pequeños futuros rugbistas, gracias por cada momento, por cada risa, por tu alegría infinita”, escribieron en la cuenta de Facebook del equipo.

Según las investigaciones en curso, el instructor a cargo del salto, Francisco Gajardo Quiroga, fue imputado por delito de homicidio por omisión. Se alega que el arnés de seguridad no fue instalado correctamente antes del lanzamiento, lo que resultó en que Albornoz quedara colgando de cabeza durante aproximadamente media hora, sin recibir asistencia del imputado.

La fiscalía Sur ha señalado que el instructor carecía de la experiencia necesaria, así como de los permisos y equipamiento adecuados para llevar a cabo este tipo de actividades de manera segura. Por otra parte, Mundo Dínamo contaba con patente comercial vencida desde diciembre del 2023 y no se encuentra en los registros de Sernatur.

Albornoz falleció producto de una asfixia posicional por compresión cervical externa. Se fijó un plazo de 90 días para la investigación de la lamentable tragedia.