Sebastián Hernández competirá en una final nacional en diciembre en la que se seleccionará a dos 2 b-boys y 2 b-girls, los que asistirán a cita deportiva del próximo año.

El Breaking es un baile callejero dinámico y acrobático que lo ejecutan los llamados B-Boys y B-Girls. Forma parte de uno de los cuatro elementos de la cultura hip-hop, junto con el movimiento DJ, el MC/rap y el grafiti.

A mediados del 2022, la Federación Deportiva Nacional de Baile Deportivo, que agrupa a los bailarines de dicha disciplina, pasó a formar parte del Comité Olímpico de Chile, logrando la afiliación a las Federaciones Deportivas que representen a deportes incluidos en el programa de los Juegos Olímpicos: de esta forma, el Break fue incluido oficialmente en el programa deportivo de los Juegos Panamericanos de Santiago 2023, que se llevarán a cabo entre el 20 de octubre al 5 de noviembre.

La competencia de Breaking en Santiago contará con 16 B-Boys y 16 B-Girls en batallas 1vs1, y los ganadores de cada categoría se clasificarán directamente para los Juegos Olímpicos del año siguiente en París, donde esta disciplina hará su tan esperado debut olímpico.

Quien espera formar parte de los seleccionados para participar en los Panamericanos de Santiago 2023 es el puentealtino Sebastián Hernández (26), más conocido como “Sebón Dadoso” en el circuito, quien practica Break desde el 2010, tras sufrir un accidente en patineta. “El break es algo que me hace vibrar, así como también el hip hop. Comencé en un taller en el Centro Cultural La Barraca, en donde luego también fui profesor, desde el 2016 al 2018. Me he dedicado en una totalidad a la práctica del Break, y hoy lo complemento con mis estudios como preparador físico”, señala el joven.

CON TODA LA FE

Sebastián está rankeado actualmente número 1 a nivel país, como campeón de la primera fecha, así como también lo están otros tres breakers de distintas fechas: todos irán a una final nacional a realizarse el próximo mes de diciembre en Santiago (con lugar a confirmar), en donde se seleccionarán a los 4 breakers (2 B-Boys y dos B-Girls) que participarán en los Juegos Panamericanos Santiago 2023.

“Estoy con todas las energías puestas en la final nacional, voy con todas las ganas”, comenta Sebastián, quien ya cuenta con bastante experiencia con los años, siendo parte de diversos campeonatos y torneos, viajando en 2018 a Europa a campamentos de breakers y competencias.

Asimismo, agrega: “si quedó clasificado, y nos va bien en los Panamericanos, el próximo desafío sería el ser parte de los Juegos Olímpicos, pero ahí solo va un representante nacional (…) Que el Break sea considerado desde este año como deporte olímpico, la verdad es algo histórico. Me estoy preparando bastante, agradezco al CEO (Centro de Enteramiento Olímpico) de la Universidad Santo Tomás, que es donde entreno, por medio de gestiones de la Federación Deportiva Nacional de Baile Deportivo”, sostiene, con mucha confianza sobre lo que le depara su futuro deportivo.