Tras la viralización de audios de videos y audios que daban cuenta de una fiesta clandestina en el exclusivo balneario de  Cachagua, con el correr de las horas se supo de la asistencia al “carrete clandestino” de  al menos un hijo de la parlamentaria Ximena Ossandón.

Hoy, en el matinal de “Contigo en la mañana” de Chilevisión, confirmó los hechos y dijo que dos de sus hijos, mayores de edad, participaron del evento que se realizó en una propiedad privada.

En el programa afirmó que  “sí, los dos se contagiaron en la fiesta ¿Si están aislados? Seguramente. Uno está en la playa y el otro no. Yo estoy en cuarentena por si acaso”, señaló a los conductores Julio César Rodríguez y Montserrat Alvarez.

Fue ahí cuando afirmó que “Siento una tremenda vergüenza. No hay que empatar, no hay que hablar de fiestas que suceden en todo Chile, sino que hay que hacerse cargo de situaciones personales. Es una vergüenza, fue irresponsable no respetar la contingencia sanitaria existente. Si hay sanciones, que se cumplan y que sea un ejemplo para el resto de la juventud”, añadió.

Al ser consultada por la participación de sus hijos en el cuestionado evento respondió que mis hijos son mayores de edad. Llevamos un año entero hablando el mismo tema y lo tiene súper claro. Lo único penca es que siempre salen los hijos de políticos cuando las fiestas son gigantes”.

Y seguidamente agregó: “No queda más que ofrecer disculpas, porque uno es figura pública y debe dar el ejemplo. Ellos viajaron a Cachagua, sabía que irían. Es parte de las conversaciones privadas que tuve con ellos. Más que las ganas de ir a una fiesta, tengo que tener presente el daño que le puedo causar al de al lado, o a la misma familia”,

La parlamentaria de Renovación Nacional por el distrito 12 púntualizó en torno al tema que “todos los que fueron a esa fiesta tienen abuelos, familiares adultos mayores. ¿Qué se autodenuncien? No lo pensé. Habría sido una buena idea, pero no se me ocurrió hacerlo”.

También puede leer: