El Servicio Nacional del Consumidor acusa incumplimientos e intermitencia en el servicio principalmente de Internet durante los meses de pandemia.

“La demanda pareciera fundarse, como si se tratara esto de un juicio popular, en una serie de afirmaciones vertidas en redes sociales en contra de VTR”, es parte de la respuesta entregada por la firma Liberty Global (VTR Chile) a la demanda presentada por el Servicio Nacional del Consumidor (Sernac).

Fue en julio pasado cuando el Sernac contra la empresa de telecomunicaciones tras los reclamos de 11.400 clientes desde marzo a junio por fallas en el servicio de Internet y las quejas por poca respuesta ante los mismos. 

“Si bien entendemos que al principio de la pandemia las compañías hayan tenido dificultades para prestar adecuadamente el servicio por el aumento de la demanda, ya han pasado cuatro meses donde lo esperable es que las empresas ajusten sus procesos, y respondan adecuadamente a los consumidores”, señaló en aquella oportunidad el Director de la entidad, Lucas Del Villar.

La empresa por su parte, busca frenar la acción judicial (declarada admisible) por lo que presentó dos escritos en uno de ellos donde alude al “juicio popular”, agregando que “no contiene una exposición clara de los hechos” y que solo es consecuencia de “un efecto manada, que incluye el interés de obtener protagonismo a través de likes -me gusta o signos de corazones-, insultos y agresividad, todas actitudes frecuentes y totalmente impunes en los medios digitales“.

En la respuesta VTR también responde sobre la medida precautoria de congelar cobros de planes a los usuarios que han realizado reclamos enfatizando que  “terminará siendo una resolución que hace inviable la operación de VTR y la condena a la quiebra”.