Una vivienda destruida por la acción de las llamas y otras tres con daño considerable, fue el saldo de un incendio que se registró en la villa Independencia.

Una fuerte carga de calor, habría producido la detonación de un cilindro de gas que salió expulsado a tres viviendas del lugar de la emergencia. El estruendo se escuchó a varias cuadras y despertó abruptamente a los vecinos.

La emergencia se produjo poco antes de las cuatro de la madrugada de este sábado tal como se aprecia en este registro.

Según el Comandante Juan Gómez, del Cuerpo de Bomberos de Puente Alto, el primer despacho de personal fue a las 03:54 horas, instancia en que se dirigieron tres compañías al pasaje Malleco.

“A la llegada del primer carro, dos minutos después, se procedió a dar la primera alarma de incendio, porque se trataba de fuego violento en casa habitación, que se propagaba a las casas colindantes, concurriendo voluntarios de siete compañías del Cuerpo de Bomberos de Puente Alto”, afirmó a Puentealtoaldia.cl

Al lugar rápidamente acudieron 70 voluntarios, esto debido a un sistema de guardias implementado por la contingencia COVID-19, destinada a reducir al máximo la posibilidad de contagio de coronavirus por lo que a la emergencia “concurren solamente las guardias de las compañías”, detalló el jefe bomberil.

Lo anterior permitió circunscribir el siniestro a la casa principal, aunque de todos modos otras tres viviendas (dos del pasaje Malleco y otra de Cautín resultaron con daño considerable, pero antes hubo un trabajo de búsqueda y rescate debido a que había información de la presencia de una mujer de tercera edad en silla de ruedas. Afortunadamente fue rescatada y dejada a buen resguardo por los mismos vecinos de la población.

Comandante Juan Gómez

Voluntario lesionado

En las labores de extinción, se produjo un incidente generado por terceros, civiles, que pusieron en riesgo la integridad de un voluntario de la Primera Compañía, quien resultó con quemaduras en la cara externa de uno de sus brazos.

“Debido al nerviosismo de la gente, lo tomaron y prácticamente lo lanzaron al fuego. Por fortuna le llegó inmediatamente el agua para extinguir”, comentó Gómez pero de todos modos resultó con lesiones por irradiación.

Su equipamiento, casco y casaca, tal como se ve en las fotografías, resultaron con daños producto de lo mismo. “Atribuimos esta situación al nerviosismo y básicamente a personas que deambulan en las poblaciones cercanas al lugar del siniestro. Pudo existir una buena intención inicial, pero pudo ser muy graves”, explicó.

En la vivienda principal, se confirmó la detonación de un cilindro de 45 kilos que estaba en un cuarto -agregado de madera- ubicado en el patio posterior de la vivienda siniestrada.

“Esto ocurrió porque el cilindro estuvo sometido a alta temperatura, produciéndose un aumento de volumen del contenido que derivó en la detonación. La liberación súbita del gas hizo que se produjera la explosión, dejando el recipiente a dos casas del lugar de la emergencia”, precisó el comandante Gómez, agregando que el aumento del fuego violento fue justamente por la liberación de la energía del gas.

Fue tal la presión y la liberación súbita que el cilindro voló unos cuantos metros. No hubo otros lesionados, pero se registraron crisis de pánico por la situación vivida.

La causa y origen está siendo investigada por el Departamento de Estudios Técnicos, información que será puesta a disposición de la Fiscalía local de Puente Alto.

Producto de la emergencia alrededor de 20 personas resultaron damnificadas.