Tendremos lluvias, pero bajo lo normal en la zona centro y sur del país

2482

Sólo las regiones de Aysén y Magallanes indicarán una probabilidad mayor de lluvias.

¿Qué dice el informe?

La Dirección de Meteorología presentó un informe sobre las proyecciones de precipitaciones durante los meses de otoño a lo largo del país, donde confirman que las lluvias serán menos que períodos anteriores, en las regiones de Coquimbo y el norte de Los Lagos.

Estudiando la Región Metropolitana, el documento aseguró  que lloverá menos de 87 milímetros en el trimestre de comienzo del otoño.

En el boletín Tendencias Climáticas, el organismo, informó que “el pronóstico estacional para el trimestre abril-mayo-junio indica una mayor probabilidad una condición bajo lo normal” entre las regiones de Coquimbo y el norte de Los Lagos.

Menos lluvia en Santiago

A modo de ejemplo, detallan que en el caso de Santiago llovería menos de 87 milímetros en el trimestre.

En Rancagua, en tanto, será menos de 135 milímetros y en Temuco menos de 402 mm.

Malas noticias para la zona central

Actualmente, entre La Serena y Chillán, el déficit alcanza entre un 90% y 80%; mientras que en Concepción es del 60%.

“Si bien la temporada de lluvias está recién comenzando, no es la mejor manera de empezar el año”, se indica en el informe.

Mejor panorama en zona sur

Las lluvias de marzo sin duda ayudaron a la zona sur a tener un mejor panorama, aunque el déficit de precipitaciones sigue siendo alto: En Temuco se registra un 45% de superávit, mientras que en Osorno es del 34%.

Aysén y Magallanes

Para las regiones de Aysén y Magallanes, el pronóstico indica una mayor probabilidad de una condición normal a sobre lo normal. “Esto significa que en Balmaceda lloverán más de 177 mm y en Punta Arenas más de 88mm”. La última comuna reporta un déficit del 53%.

La condición bajo lo normal significa que la lluvia acumulada en el trimestre debería estar bajo el percentil 33 del rango normal, es decir, montos inferiores a 332 mm para la capital de la región del Bío Bío.