“Una vez más hemos cumplido la misión de apoyar a la ciudadanía, con la instalación del “Rancho Solidario” donde 1.800 raciones fueron entregadas a la comunidad de Bajos de Mena”. Así el Ejército de Chile informaba en sus redes sociales la iniciativa que lleva raciones de comida caliente a los habitantes de la zona surponiente de la comuna en medio de la emergencia sanitaria del COVID-19.

En concreto se llevó a efecto  la instalación de las cuatro cocinas de campaña del Regimiento de Artillería N° 1 “Tacna”, Regimiento Infantería N° 1 “Buin” y Regimiento de Policía Militar N° 1 “Santiago”, las que, con apoyo de personal del Regimiento Logístico N° 1 “Bellavista”, entregaron 1.800 almuerzos, las que consistieron en una ración de charquicán, con víveres proporcionados por la Municipalidad y productos lácteos donados por COLUN, según se informó.

El Mayor Rodrigo Toledo P., del Regimiento Logístico N° 1 “Bellavista”, destacó la total colaboración con la municipalidad, además de lo que significa para el personal militar poder apoyar a la población en este ámbito, según indica a el medio The Times.“Con todas estas actividades, hemos podido acercarnos aún más a la comunidad, quienes, a la vez pueden ver otra cara del Ejército, que también podemos aportar con este tipo de actividades”, explicó el mayor.

De igual manera, la jornada contempló que enfermeros veterinarios de distintas reparticiones del Ejército, apoyaron a la comunidad mediante la sanitización de espacios comunes de las viviendas de Bajos de Mena con la aplicación de líquidos desinfectantes. 

Por su parte, el alcalde de Puente Alto, Germán Codina, destacó que esta es “una cadena de producción de alimentos segura, lo que es muy importante. Esta alianza que hemos hecho desde el municipio, que el ejército esté aportando con su personal y también con los equipos, nos permite contar rápidamente con estas 1.800 raciones, es una muy buena ayuda que espero se siga repitiendo”

Las raciones fueron llevadas por el personal municipal hasta las viviendas de los vecinos, evitando así aglomeraciones de personas y posibles contagios del virus.

El operativo significó el despliegue de cuatro cocinas de campaña y el de 80 integrantes del Ejército (68 en cocinas y 12 en sanitización). Anteriormente, la iniciativa se había realizado en las comunas de Maipú, Conchalí, Rancagua, Chillán, Hualqui y La Pintana.