Manuel Ossandón Lira tiene 34 años, es abogado de la Universidad Católica de Chile y resultó electo como miembro en su postulación por el Distrito 12 para integrar la Convención Constitucional de Chile; es la información que conocemos del hijo mayor del ex alcalde.

Sin embargo, existen otros datos y ciertas particularidades que no son de conocimiento público; como que es padre de tres hijos –uno de ellos recién nacido-, colocolino de corazón, fanático de las motos y asiduo a los caballos.

Un dato anecdótico es que fue ganador del programa de televisión “Quien quiere ser millonario”, acompañando a Rosa Beniscelli, pobladora dedicada al comercio ambulante en Puente Alto, quien recibió la notable suma de 6.500.000 de pesos. Por temas de horario, esa emisión no salió al aire.

En una grata conversación con PALD, nos contó acerca de su rol como constituyente, opinó sobre contingencia y se refirió a diversas materias relacionadas a las problemáticas de la ciudadanía.

-¿Qué sentiste al ser nombrado constituyente?

-Sentí dos cosas al mismo tiempo. Por un lado, una satisfacción luego de varios meses de trabajo, por haber logrado el objetivo; pero por otra parte, sentí una gran responsabilidad, viendo la integración que lleva a tener la Convención Constitucional, porque se veía sólo hacia ciertos extremos y eso requería un gran trabajo para tratar de generar acuerdos.

-¿Heredaste esa vocación de servicio de tu papá?

-Sí, pero en mi familia en general está bien presente ese tema, como algo relevante en la vida, más que la política está la importancia de entregar algo al país y a las generaciones que vienen. En ese sentido, el hecho de tener hijos chicos, me hace poder aportar en la construcción de un mejor país hacia el futuro.

Revisa entrevista completa en nuestra edición digital: