Estaba siendo investigado por tráfico de drogas y era buscado por un homicidio.

En operativos policiales de detectives de Puente Alto en la población Carol Urzúa y en la comuna de La Pintana, fue detenido Byron Andrés Ibáñez Benavides, peligroso delincuente habitual por el cual se produjo la matanza de calle Profesor Alcaíno, hecho criminal que impactó a Chile, en el que fallecieron cuatro inocentes, además de la suegra del antisocial que en el día de mañana será puesto a disposición de la Justicia.

Personal de Microtráfico Cero estaba tras sus pasos ya que estaba liderando una red de venta de drogas al interior de su población de origen. Producto de la investigación se allanaron domicilios en la población, logrando las detenciones de un delincuente conocido como “El Panki”, pero también de un ciudadano haitiano, detenido hace un par de semanas, pero que había quedado con cautelares.

Junto a lo anterior, se obtuvo información confiable de la presencia del Byron en un domicilio en la comuna de La Pintana, al que acudió un equipo operativo de la PDI.

Los antecedentes eran relevantes, tanto así que se logró la detención del sujeto que en primera instancia se dio a la fuga. Hubo una persecución que terminó con la detención del sujeto reducido y detenido. Se presume que en el escape se “descargó”, ya que había información de inteligencia que apuntaba a que estaba armado.

El imputado tenía varias causas de drogas asociadas, pero también mantenía una orden de aprehensión pendiente por un homicidio ocurrido en una estación de servicio de avenida Concha y Toro con Domingo Tocornal.

También fue detenida su pareja “La Doris”, que fue la persona con la que el Byron escapó hacia el local comercial en que se produjo la muerte de cinco personas, siendo perseguidos por el “Rorro” y “El Carlos”, actualmente en prisión preventiva