El equipo de especialistas llegó hasta el sector La Pólvora a las 1:44 de la madrugada de hoy para realizar trabajos junto a Conaf. Durante cinco horas desarrollaron labores de construcción de línea, liquidación y guardia de cenizas.

¿Qué sucedió?

Este lunes la Oficina Nacional de Emergencias decretó alerta roja para Valparaíso debido a un incendio forestal cerca de la ruta 68, en el sector La Pólvora, en dirección a Santiago. Es por esto que la Brigada Central de CMPC – que permanece en Santiago desde diciembre para colaborar ante los siniestros – se sumó al combate en la zona y llegó al lugar a las 1:44 de la madrugada para trabajar en la superficie afectada.

Las condiciones del lugar hicieron difícil el trabajo ya que, según detallaron los brigadistas, el comportamiento del incendio era muy “errático” debido al viento  y tanto la pendiente, como la carga de combustibles, dificultó la constitución de línea.

¿Cuál fue el actuar?

Ricardo Pinochet, Supervisor de Protección Norte de CMPC, explicó: “Nuestra Brigada Central combatió durante la noche, junto a otros nueve recursos de la Corporación, en el incendio denominado Loma Negra 3. Dicho incendio presenta una superficie aproximada de 270 hectáreas y se encuentra en combate con comportamientos medios a extremos siendo la proyección de su avance hacia el norte. A esta hora continúan los esfuerzos para su control con la presencia de 18 brigadas de la Corporación. Durante la jornada se confirmará el eventual requerimiento para un nuevo apoyo nocturno de nuestra brigada”.

En tanto, el subgerente de Asuntos Corporativos de CMPC, Francisco Torrealba, comentó: “Nosotros durante el verano tenemos a disposición nuestra brigada especialista en combate y prevención de incendios. Es nuestra responsabilidad ir en ayuda de emergencias como estas y evitar daños que pueden ocasionar a viviendas como a los bosques y la vegetación nativa”.

La Brigada Central

Este equipo de expertos en el combate y prevención del fuego cuenta con una fuerza de 10 brigadistas, los que se transportan en un carro bomba con una capacidad de 2.500 litros de agua, además de contar con motobomba y herramientas profesionales para enfrentar todo tipo de escenarios que se puedan presentar en algún incendio forestal. 

Durante esta temporada de incendios, desde diciembre de 2021, se han concentrado en la prevención de incendios en sectores de riesgo de la Región Metropolitana, llevando a cabo actividades de prevención en distintos parques cordilleranos de Santiago. Asimismo, se sumaron al combate del incendio que afectó Tierra del Fuego y en siniestros que afectaron la Región del Biobío.