En este sector habitacional son numerosas las personas que son favorecidas con la necesaria alimentación.

Desde que comenzó este virus en el país y en Puente Alto, una de las villas más grande de Bajos de Mena, la Villa Pedro Lira con 1.575 departamentos, tiene una gran olla común para sus vecinos más necesitados, denominada “olla de corazón”.

Sigue leyendo en nuestra edición digital.