A raíz de la polémica originada en redes sociales, el edil puentealtino alzó la voz y negó todo tipo de dolo, que involucraría al Servicio Electoral.

¿Qué pasó?

Recientemente en Twitter, se dio a conocer una situación que tendría como protagonistas a Servel y establecimientos educacionales de las comunas de Puente Alto y Rancagua.

Los usuarios de la mencionada red social, denunciaron una situación que -según ellos-, sabotearía los votos a solo días de realizarse el Plebiscito de Salida en nuestro país.

La “trampa” consistiría en obligar a los alumnos a marcar la opción Apruebo en las papeletas que habrían llegado a los locales de votación. Circula además un audio, en que interactúan apoderados y una niña relatando el contexto.

Publicación de Codina

El jefe comunal negó tajantemente las aseveraciones de los apoderados, dejando en claro que Servel es un organismo serio, y que jamás se prestaría para realizar movimientos fraudulentos, con el fin de boicotear una votación.

“Quiero aclarar que lo relatado NO fue en colegios municipales de #PuenteAlto También es preciso transparentar que los votos originales del plebiscito NO han llegado aún a los colegios. Por favor NO sembrar dudas injustas con el trabajo de @ServelChile”, precisó.